La salvia


Origen
La especia típica, la salvia oficinal (Salvia officinalis) proviene de la cuenca mediterránea pero también del norte de África y de Asia occidental. Su nombre en latín "salvare" significa "guardar" o "sanar". Ya en la Edad Media, sus hojas y flores se utilizaban en infusión y decocción, por ser asociadas con la inmortalidad y la longevidad. Hoy en día, está muy reputada por sus cualidades culinarios y se encuentra en muchos productos en la farmácia.


Información general
La salvia, denominada de muchas maneras (salvia común, salima fina, salvia real, hierba sacra, té indígena,...), tiene alrededor de 900 especies que se encuentran en forma anual, bienal, perenne o arbustiva. Esta es una planta perenne pero en nuestro clima suela cultivarse como anual. Hay muchas variedades de salvia oficinal, pero todas se cultivan más o menos de la misma manera. Condimentarias, decorativas y muy melíferas, no es en vano que muchos consideren esta hierba aromática como la reina de las plantas aromáticas.

Rústico
Riego Bajo
Exposición Soleada
Duración de vida Perenne


Cultivo
Hay varias formas de multiplicar la salvia:
La siembra:
Se puede hacer en vivero a fines de invierno o en su lugar definitivo en la primavera. Se tiene que sembrar 3 a 4 semillas en hoyos cada 40 cm en filas separadas de aproximadamente 80 cm. Después de la germinación (que dura aproximadamente 3 semanas) es necesario aclarar para mantener solo una planta por hoyo (la más vigorosa).
La división de mata:
Con una pala, en primavera, simplemente cortar el trozo en 2 y volver a plantarlos.
Los esquejes de los tallos:
Una vez que la planta tiene 2-3 años, podemos practicar esquejes, siempre en verano. Para esto, se tiene que sacar las hojas inferiores del tallo que se corta y plantarlo en un sustrato bien drenado.
El acodo:
Por lo general, este hierba se acoda sola, pero se le puede ayudar enterrando algunos tallos que luego formarán nuevas raíces. Una vez bien desarrolladas, se separan de la planta madre.


Ubicación / Exposición
A esta famosa hierba aromática le gustan los sitios cálidos y soleados, así como los suelos ligeros, bien drenados, por lo tanto bastante secos, y pobres. Es bueno hacer una rotación de cultivos cada 4 o 5 años.


Manejo
Solamente se tiene que hacer algunas pequeñas cosas simples. Con el fin de mantener un porte arbustivo, la planta debe ser ligeramente podada cada año en la primavera o después de la floración en el verano. También es necesario renovar el pie regularmente porque, con el tiempo, pierde su aroma. La salvia odia la humedad. Por lo tanto, a menos que haya una sequía severa o que el suelo está muy seco, no es necesario regarla.


Cosecha
La cosecha puede comenzar después de un año de cultivo y puede hacerse en cualquier estación, pero las hojas tienen más fragancia en primavera y verano. El olor también es más intenso cuando las hojas están secas. Si se van a secar (siempre en la sombra), tiene que ser con brotes jóvenes y antes de la floración.


Invernada
Esta planta es muy resistente, puede pasar el invierno afuera siempre que reciba mucha luz.